Actions

Las normas en las relaciones internacionales

From Baripedia


Este curso sobre la noción de norma nos permitirá volver al constructivismo, discutir cuestiones fundamentales y ver cómo, a partir de este enfoque, es posible construir la realidad social. Las normas permiten construir un marco normativo. En International norm dynamics and political change de Finnemore y Sikkink, los estándares estarían en la naturaleza y algunos se convertirían en estándares internacionales.

Volveremos a la tradición constructivista con varias articulaciones de acuerdo para decir que el mundo social se construye siendo el fruto de las interacciones, pero eso no significa que tengan la misma concepción de este mundo. Según los constructivistas, las interacciones son un juego.

Cuestiones y conceptos clave[edit | edit source]

¿Por qué estudiar las normas?[edit | edit source]

Si tenemos que pensar en la necesidad de saber por qué se defiende un tipo de enfoque, estos enfoques buscan entender por qué los actores actúan bajo ciertas condiciones y qué influirá en los Estados para que actúen. Una buena manera de abordar la teoría de las relaciones internacionales y la forma en que estas teorías están organizadas entre sí es que a menudo hay una implícita con las lógicas de acción.

Ri2 facteur idéels vs matériels.png

En 2002 en Public-Private Partnerships : Effective and Legitimate Tools of International Governance ?, Risse se pregunta sobre la lógica de acción por la cual podemos explicar e interpretar las acciones de los agentes. Risse identifica dos lógicas de acción y otra resultante de ellas:

  • lógica de las consecuencias: es una lógica del tipo de elección racional.
  • Lógica de la adecuación: los actores no actuarán necesariamente en función de sus intereses tomados de manera consecuencialista, es decir, cuáles son los intereses nacionales. La lógica de la adecuación postula que a veces los actores actúan "en contra de sus intereses" porque actúan de acuerdo con su identidad. Las preferencias de estos actores no reflejan una elección racional, sino simplemente diciendo "Yo soy tal o cual, así que mi preferencia es esta". Esta lógica permite analizar los comportamientos y las decisiones relacionadas con la identidad nacional.
  • lógica del argumento: una vez que se entra en la lógica de las identidades, la lógica de los argumentos y se dice que como estamos en una interacción social, lo que hace el otro puede tener un impacto en lo que somos.

Así, es posible distinguir entre los factores ideales y los materiales. Los factores materiales están vinculados a la materialidad del mundo, como la naturaleza humana, los recursos naturales, la geografía, las fuerzas de producción, pero también las fuerzas de destrucción. Los factores ideales no están relacionados con los factores materiales, sino con las normas, son reglas, instituciones como la soberanía, que es un conjunto de normas y reglas que se han convertido en la idea de soberanía, identidades y prácticas.

La lógica consecuencialista[edit | edit source]

Las acciones de los agentes reflejan una elección racional entre una variedad de posibilidades, esta lógica es por lo tanto una racionalidad instrumental. Estamos en el campo de la racionalidad, pero el problema es que sabemos lo que significa "racionalidad". Esta dimensión se identifica a menudo por la tradición realista y liberal. Esta idea de elección racional debe entenderse en relación con una multiplicidad de opciones. Durante la crisis cubana, los estadounidenses tienen una gama de opciones con diferentes costos y consecuencias, pero la elección se hará de acuerdo con un objetivo definido por una política. El error fundamental de Estados Unidos en Irak fue la incapacidad de entender que el país no quería una presencia norteamericana y que sus recursos no estaban en línea con la escala de la acción.

Con el dilema del preso se tiene en una racionalidad donde los agentes reflexionan sobre las consecuencias de su acción frente a la acción de los demás. Es la capacidad de actuar de una manera que satisfaga sus intereses, pero que tenga en cuenta las acciones de los demás.

La lógica de la adecuación[edit | edit source]

No estamos hablando de irracionalidad, sino de que la forma en que actúan los actores puede ser alimentada por diferentes formas de racionalidad. Esto significa que vemos el mundo de una manera diferente a la puramente instrumental. Las acciones de los agentes son un reflejo de la adecuación que los agentes perciben entre sus acciones y normas, identidades sociales, reglas. Esta lógica forma parte, por tanto, de una racionalidad normativa.

Al final de la Primera Guerra Mundial, hubo una fuerte reacción de los combatientes, las poblaciones y los gobiernos sobre el uso de armas químicas. Hay una dimensión de cómo hacer la guerra creando una cierta identidad de lo que es un estado civilizado.

Ri2 strangelove bombardier.png

¿Por qué los estados cumplirán con las normas para la no utilización de armas químicas y biológicas? Las armas químicas son fáciles de producir, pero con una eficacia aleatoria, pero se utilizaron poco en la Segunda Guerra Mundial en el frente oriental porque estos actores tienen una cierta identidad de lo que son.

Si los bombarderos estadounidenses atacan a Estados Unidos, dos lógicas de acción están en tensión: habrá 20 millones de muertos o 150 millones. En el realismo clásico, para Morgenthau, cuando eres un agente político, harás cosas malas porque tienes que hacerlo, pero tienes que elegir la solución que cause el menor daño. La mejor solución moral es evitar lo peor, pero causar daño.

¿Qué es una norma?[edit | edit source]

Para Finnemore en Constructing Norms of International Intervention, una norma es una "expectativa compartida por una comunidad de agentes para un comportamiento apropiado". Esto explica el cambio en los intereses y preferencias del Estado y su acción cuando una explicación racionalista no lo permite. Una norma existe porque incluso cuando hay una violación de esa norma, se hace referencia a ella.

Una preferencia es el reflejo de un interés que refleja una identidad. Si queremos entender un interés, debemos entender cómo se concibe un estado. Nehru India es un estado que quiere cambiar las formas de opresión en el mundo y por eso ha apoyado la emancipación colonial.

Detrás de los bastidores está la idea de la formación, mantenimiento y transformación de identidades colectivas basadas en el principio de que una identidad es siempre el producto de una relación con otra. Las interacciones internacionales pueden tener un efecto sobre cómo pensamos de nosotros mismos internamente.

Ri2 iso.png

Desde un punto de vista crítico, un estándar es estandarizar y crear un estándar que hará que aquellos que no participan sean "anormales". Esto plantea la cuestión de quién se beneficia de la norma y crea una forma de normalidad y criterios normativos. En el contexto de la guerra ruso-japonesa, la normalidad fue la norma de las grandes potencias occidentales. Para ser un poder, había que respetar ciertas reglas y ser civilizado.

Existen diferentes tipos de normas:

  • regulatorio: por ejemplo, la OMC publica normas que regulan el comportamiento.
  • constitutiva: una norma puede dar lugar a la emergencia de una identidad. En Europa, no podemos pensar en el Estado moderno sin pensar en la idea de soberanía. El surgimiento de una entidad específica sólo puede entenderse si se entiende que ciertas normas ofrecen la oportunidad de hacerlo.
  • evaluativo/prescriptivo: ¿qué se debe hacer/qué se debe hacer? se refiere a una dimensión moral y ética.

Cuando hablamos de normas, estamos hablando de cosas diferentes. Estos tres tipos de normas son limitaciones normativas del comportamiento, formas de legitimación de la acción como, por ejemplo, la guerra justa y formas de autoridad con el concepto de "buena gobernanza" como concepto de desarrollo por parte de algunos Estados que establecen un estándar de gobernanza.

La tradición constructivista en las relaciones internacionales[edit | edit source]

Una de las esencias del constructivismo es la dimensión intersubjetiva. El constructivismo no está ligado a una tradición de filosofía política como son las tradiciones realistas, liberales o críticas, es una perspectiva ontológica de cómo se concibe el mundo y una perspectiva epistemológica de cómo acercarse al mundo informando cómo debemos estudiar las relaciones internacionales.

Barkin en su artículo The Tragedy of Realism: Morality, Power, and IR Theory[9], justificará el constructivismo por el realismo, porque esto no significa que el constructivismo no tenga posiciones más específicas en relación con el mundo que nos rodea. Para Barkin el mundo no es realista como tal, pero a través de las lógicas a las que se enfrenta, el realismo resultante hará posible que se entienda este mundo, pero el constructivismo presupone lo que podría ser diferente.

El "Leviatán" - el símbolo del estado moderno después de Hobbes, aquí después de un grabado de Gustave Doré (1865) - a los ojos de Schmitt, destruido por el pluralismo y los poderes indirectos.

Para Adler, que es uno de los constructivistas más influyentes, en Seizing the Middle Ground : Constructivism in World Politics[10], es una "teoría social en la que se basan las teorías constructivistas de la política internacional, por ejemplo, en la guerra, la cooperación y la comunidad internacional". Gente como Fillemore y Sikking tienen una visión liberal del mundo.

En Anarchy is what States Make of it: The Social Construction of Power Politics[11],

Wendt cuestiona la anarquía para la que la lógica de la anarquía no es una constante, sino el resultado de un contexto normativo, que a su vez es un reflejo de las prácticas de los Estados. Para entender cómo perciben los Estados sus acciones, es necesario entender que los Estados están en interacción.

En relación con la interacción simbólica, Wendt hablará de tres formas arquetípicas de anarquía:

  • Anarquía hobbesiana: La ausencia del Leviatán creará una situación de conflicto potencial y no se puede confiar en otros en sus interacciones. El otro es un peligro absoluto.
  • Anarquía local: en lugar de ser enemigos en las interacciones, los actores son rivales. No vamos a intentar destruir al otro.
  • Anarquía kantiana: es una situación en la que es difícil pensar que Francia y Alemania vayan a la guerra, pero siempre es una situación de anarquía.

Estas formas arquetípicas pueden coexistir dentro del mismo sistema internacional. Para los constructivistas, el tipo de anarquía dependerá de las formas de interacción entre los Estados, sobre todo porque esta situación está evolucionando.

La constitución del sentido y la realidad social[edit | edit source]

Para Guzzini en A Reconstruction of Constructivism in International Relations, el constructivismo se centra en la "construcción social del sentido (incluido el conocimiento) y en la construcción de la realidad social". Para Adler, "el constructivismo es una perspectiva en la que la forma en que el mundo material se forma y se forma por las acciones e interacciones humanas depende de la dinámica normativa y de las interpretaciones epistémicas de este mundo material.

El aspecto más fundamental de las relaciones internacionales es la naturaleza y la estructura de la distribución de ideas o conocimientos. Las identidades, normas, reglas e instituciones son reflejos de la naturaleza o estructura de esta distribución. Los efectos de los factores materiales son "secundarios" en la medida en que sólo adquieren su significado según los actores sociales.

Cuestiones conceptuales clave[edit | edit source]

El mundo material[edit | edit source]

El mundo material no tiene sentido en sí mismo y para sí mismo, la materialidad da sentido. Como objeto de conocimiento, el mundo material no es independiente de nuestras interpretaciones y del uso del lenguaje. Estas no son perspectivas subjetivas sobre el mundo material y social. Rusia puede percibirse a sí misma como una gran potencia, pero sólo puede serlo si otros la perciben como una potencia intersubjetiva.

No existe una correlación perfecta entre los objetos de nuestro conocimiento y estos objetos "en realidad", existe una mediatización del lenguaje. Todos los hechos son en última instancia sociales y todos los hechos sociales son el resultado de las interacciones entre los actores y las estructuras en su constitución mutua.

El mundo social es el resultado de las prácticas y comprensiones de los actores y por lo tanto el mundo social es:

  • dinámico.
  • Contingente: producción de una dimensión normativa.
  • ideal así como material.

La construcción social del conocimiento y la construcción de la realidad social son importantes para las normas, las identidades y las instituciones. Para entender los mecanismos por los cuales ciertas estructuras emergen en las relaciones internacionales, el constructivismo se adapta mejor con un apego a la "ciencia". En Constructing a New Orthodoxy? Wendt’s ‘Social Theory of International Politics’ and the Constructivist Challenge,Kratochwil criticó el constructivismo que conduce a una nueva ortodoxia que es una sofisticación no necesariamente diferente de las liberales y realistas que plantean la cuestión del stato-centrismo y las relaciones de poder.

Perspectivas críticas[edit | edit source]

Varios autores como Barnett, Sikkink, Price, Finnemore tienen una posición central en la comunidad académica estadounidense. Todos ellos vienen de la Universidad de Minnesota con el mismo supervisor de tesis, el profesor Raymond Duvall. Estos autores tienen una visión liberal de las relaciones internacionales. El constructivismo no es un paradigma, sino la idea de que el mundo social está construido. Debemos analizar el discurso constructivista.

Recordatorio[edit | edit source]

La importancia de las estructuras normativas pone de relieve que las normas influyen en la forma en que las personas se comportan y tienen un papel en las identidades en la constitución de los intereses y acciones de los actores. La constitución mutua de agentes y estructuras plantea interrogantes sobre dónde reside el poder.

El "ciclo de vida" de las normas[edit | edit source]

Ri2 cycle de vie des normes.png

En The state and internationals relations, Hobson busca mostrar cómo esta constitución determina las preferencias e intereses de los estados que llegan. Es un enfoque algo naturalista, los actores actúan de acuerdo a estructuras normativas inconscientes que reflejan sus acciones. Los intereses de los Estados reflejan la dinámica de la co-constitución y justifican la idea de adecuación, es decir, que ciertos elementos y hechos no pueden ser interpretados según la lógica de la consecuencia. En algunas circunstancias, no basta con comprender o explicar una serie de elementos.

Con el enfoque constructivista, entramos en la idea de una sociedad internacional. Hay un cambio, estamos en un sistema donde hay una estructura de agentes con la idea de formar una sociedad. Un sistema es una estructura con un sistema de retroalimentación. Este proceso natural nos lleva a una sociedad donde hay algo cualitativo, pero sobre todo es un lugar de obligación y cooperación referente a la idea de jerarquía.

Ri2 cycle de vie des normes2.png

¿Dónde están los contratistas de los estándares? ¿Cómo pasar de un estándar internacional a un estándar interno, cuándo llega al "punto de inflexión"? La internacionalización es la forma en que una norma adoptada internacionalmente se internaliza en el ámbito nacional. Una norma internacional para los constructivistas también influye en los países que no están en el origen de esta norma.

Ri2 cycle de vie des normes3.png

¿Quiénes son estos diferentes actores? En términos de actores, los empresarios de normas son actores individuales, pero que pueden tener una plataforma, no es necesariamente un Estado el que estará en el origen de la norma. La lógica de cascada es el resultado de la capacidad de convencer a la gente de que esta norma es buena y de ser capaz de difundirla. La internalización es la institucionalización de la norma.

Las razones son las que llevan a estos diferentes actores a actuar con respecto a esta norma. Para los empresarios estándar hay altruismo, empatía y compromiso ideal, es un compromiso libre que no está definido por quién y en qué contexto se produce el estándar. Las razones que llevan a los actores a difundir la norma se basan en la legitimidad, la reputación y la estima, la capacidad de difundir la norma no se basa en la capacidad de poder. La internacionalización es la búsqueda de la conformidad con la norma como parte de un proceso natural.

Los mecanismos son del orden de la persuasión. La difusión es un proceso de socialización, institucionalización y demostración.

En la dinámica de las normas internacionales y el cambio político, Finnemore y Sikkink cuestionan lo que cuenta en una norma:

  • legitimación

Los Estados con tensiones internas pueden adoptar normas internacionales no necesariamente porque se adhieran a ellas, sino para crear legitimidad internacional. La adopción de una norma internacional refuerza la legitimidad interna.

  • prominencia

La prominencia es la conveniencia y el éxito de algunos modelos como el modelo occidental: "el hecho de que las normas occidentales se difundan más fácilmente a nivel internacional parece corresponder a esta observación".

  • características intrínsecas de la norma

Hay algunas características intrínsecas de los estándares que hacen que la gente los adopte.

La norma de no proliferación nuclear[edit | edit source]

En Nuclear Weapons and the Other in the Western Imagination, Gusterson analiza el discurso occidental sobre la no proliferación:

  1. la posesión de armas nucleares por las grandes potencias, y el hecho de que los países del llamado "Tercer Mundo" no las posean o no deberían poseerlas, se describe como normal, natural y razonable; lo contrario es problemático. El hecho de que algunos tengan armas y otros no es normal. La norma de no proliferación no dice que los que ya la poseen deben abandonarla, pero no deben tener más.
  2. la seguridad de las potencias nucleares se presenta como la seguridad de todo el mundo. Cuantas más armas nucleares haya, más peligroso es, más peligroso es pensar en el mundo.
  3. el vínculo entre las privaciones socioeconómicas de los países del llamado "Tercer Mundo", las formas de dominación estructural entre el Norte y el Sur, y la cuestión de la no proliferación ha sido borrada!
  4. el monopolio nuclear de las grandes potencias se legitima porque existe una norma de no proliferación.
artiste: Hans Lindstrom

Gusterson s’intéresse aussi dans cet article à l’articulation normative de la norme de non-prolifération :

  1. los países del "Tercer Mundo" son demasiado pobres: sólo las grandes potencias pueden tener armas nucleares porque son ricas.
  2. la disuasión nuclear será inestable en el "tercer mundo": el juego de la disuasión nuclear porque necesitamos actores racionales
  3. Los regímenes del "tercer mundo" no tienen la madurez tecnológica para poseer armas nucleares: argumento de legitimidad.
  4. los regímenes del "Tercer Mundo" no tienen la madurez política para poseer armas nucleares. Según este discurso orientalista, Irán no puede poseer armas nucleares y como Irán no es legítimo para ello, hay que tomar medidas. Es un discurso de normalidad. Es un discurso de normalidad y posicionamiento relativo.

El sesgo liberal y la ausencia de política[edit | edit source]

Se pueden hacer dos observaciones.

  1. Existe un sesgo liberal que no se da por sentado. Existe un dominio global de los principios liberales de progreso y racionalidad en el marco de un espacio global liberal. Los actores liberales están ubicados en un espacio específico. Para Adamson en Global Liberalism Versus Political Islam: Competing Ideological Frameworks in International Politics, « es un espacio poblado por individuos soberanos, iguales y racionales que se dedican a la "búsqueda de la verdad" a través de procesos argumentativos e interacción discursiva en lugar de la coerción o la fuerza ».
  2. Existe una ausencia de vínculo entre los "agentes individuales" como los empresarios estándar y las "estructuras ideológicas globales". El discurso que produce el constructivismo liberal es un discurso asociológico. Es casi una paradoja. Tienen herramientas de socialización, pero estas estructuras son neutrales, existen en un mundo que sería genérico sin influencia. La relación entre las estructuras liberales son los agentes que nacen dentro de una estructura política. Algunas formas de normalidad se presentan como la única posible e indiscutible. Porque la esencia de la política es la capacidad de desafiar y dialogar para lograr un bien común.

Para Adamson, esta falta de conexión "ha llevado a una concepción más bien apolítica de los'empresarios de la norma' como agentes morales esencialmente desprendidos, que actúan a través de su conciencia individual, en lugar de actores profundamente arraigados en determinadas configuraciones ideológicas y geopolíticas globales".

De la norma a la normalidad[edit | edit source]

En El Nacimiento de la Biopolítica, Foucault dice que "la normalización disciplinaria consiste en establecer primero un modelo [...] y la operación de normalización disciplinaria consiste en intentar que las personas, los gestos, los actos se ajusten a ese modelo, el ser normal precisamente lo que es capaz de ajustarse a ese estándar y el ser anormal lo que no es capaz. En otras palabras, lo fundamental y primero en la estandarización disciplinaria no es lo normal y lo anormal, es la norma.

El anormal es alguien que no quiere y no tiene la habilidad de llegar a ser lo que es, ya sea porque no quiere o porque no tiene la habilidad. Esto plantea interrogantes sobre el significado de ciertos términos. En la afirmación de que el desempleado amenaza a la sociedad, hay un discurso de seguridad, porque la primera cualidad es ser un agente productor, si no se produce se es inútil para la sociedad. Pero debemos preguntarnos quién institucionalizó este discurso.

La dimensión normativa es que las visiones son normas producidas, pero que están empezando a difundirse en otros lugares. La cuestión es que algunas cosas se presentan como "evidentes" naturales.

De la normalidad al orden internacional[edit | edit source]

Didier Fassin publicado en 2010 La raison humanitaire que presenta la ayuda humanitaria como una visión sociocultural occidental. Si nos fijamos en la articulación de la ayuda humanitaria, entendemos que existe una sociodicea, es decir, cómo Occidente consigue justificar su superioridad moral, pero sin que se articule como tal.

"La razón humanitaria, al instituir la equivalencia de la vida y la equivalencia del sufrimiento, nos permite creer de nuevo -contra la evidencia cotidiana de las realidades a las que nos enfrentamos- en este mismo concepto de humanidad que implica que todos los seres humanos son iguales porque pertenecen a un mundo. El gobierno humanitario tiene para nosotros este poder redentor porque al salvar vidas, salva algo de una idea de nosotros mismos, y al aliviar el sufrimiento, también aligera la carga de este orden mundial desigual. »

La manera en que se ve el mundo lleva a un gobierno que en la dimensión de Foucault es una "conducta de conducta". Este extracto es la transición de la normalidad a la norma internacional.

El reto para Fassin es que no se trata de tomar la razón humanitaria "como el mejor gobierno posible o como una ilusión que nos engañaría", sino de "hacer más inteligible la lógica global de la razón humanitaria". La razón humanitaria es un poderoso imaginario social que da sentido a las prácticas.

El punto esencial es que cuando uno comienza a pensar en la razón sociodélica y humanitaria occidental, se da cuenta de que refleja una "asimetría política":

  • Sociológicamente: "No se trata de la posible condescendencia del cuidador, ni del sentido de su acto de ayuda, sino de las condiciones de la relación social entre las dos partes que, más allá de cualquier intención de los agentes, hacen de la compasión un sentimiento moral sin reciprocidad posible".
  • políticamente: "no se trata de criticar la compasión por la posición de superioridad que implicaría, sino porque siempre implica una relación de desigualdad".

Lo primero es la jerarquía de vidas que se presenta como una elección técnica, pero no política. Es un discurso despolitizado. Existe también una jerarquía de actores humanitarios, pero también una jerarquía estatutaria, contractual, financiera y política.

Apéndices[edit | edit source]

  • Adamson, F. B. (2005). Global Liberalism Versus Political Islam: Competing Ideological Frameworks in International Politics. Mershon International Studies Review, 7(4), 547–569.
  • Adler, E. (1997). Seizing the Middle Ground: Constructivism in World Politics.European Journal of International Relations, 3(3), 319–363.
  • Fassin, D. (2010). La raison humanitaire. Une histoire morale du temps présent. Paris:Gallimard/Seuil.
  • Foucault, M. (2004). Sécurité, territoire, population. Cours au Collège de France, 1977-1978.Paris: Gallimard/Seuil.
  • Finnemore, M. (1996) National Interests in International Society. Ithaca: Cornell University Press.!
  • Finnemore, M. and Sikkink, K. (1998). International norm dynamics and political change.International Organization, 52(4), 887–917.
  • Gusterson, H. (1999). “Nuclear Weapons and the Other in the Western Imagination.”Cultural Anthropology 14 (1): 111–143.
  • Guzzini, S. (2000). A reconstruction of constructivism in international relations.European Journal of International Relations, 6(2), 147–182.
  • Hobson, J. M. (2000). The State and International Relations. Cambridge: Cambridge University Press.
  • Kratochwil, F. (2000). Constructing a new orthodoxy? Wendt's "Social Theory of International Politics" and the constructivist challenge. Millennium: Journal of International Studies, 29(1), 73–101.
  • Risse, T. (2000). « ’Let’s Argue!’: Communicative Action in World Politics »,International Organization, 54(1): 1-39.
  • Wendt, A. (1999). Social Theory of International Politics. Cambridge: Cambridge University Press.

Referencias[edit | edit source]

  1. Page de Stephan Davidshofer sur Academia.edu
  2. Page personnelle de Stephan Davidshofer sur le site du Geneva Centre for Security Policy
  3. Compte Twitter de Stephan Davidshofer
  4. Page de Xavier Guillaume sur Academia.edu
  5. Page personnelle de Xavier Guillaume sur le site de l'Université de Édimbourg
  6. Page personnelle de Xavier Guillaume sur le site de Science Po Paris PSIA
  7. Page de Xavier Guillaume sur Academia.edu
  8. Page personnelle de Xavier Guillaume sur le site de l'Université de Groningen
  9. Barkin, J. Samuel. "The Tragedy of Realism: Morality, Power, and IR Theory." International Studies Review 6.3 (2004): 508-09.
  10. Adler, E. "Seizing the Middle Ground:: Constructivism in World Politics." European Journal of International Relations 3.3 (1997): 319-63.
  11. Wendt, Alexander. "Anarchy Is What States Make of It: The Social Construction of Power Politics." International Organization 46.02 (1992): 391.